SERVICIO URGENCIAS TELEFÓNICO 686 647 293

La leishmaniosis canina es una enfermedad grave, incluso mortal para tu perro. Un diagnóstico precoz mejora en un alto porcentaje el pronóstico.

La enfermedad se transmite a través de un mosquito, llamado flebotomo. La temporada de peligro comienza con el calor, normalmente en marzo y finaliza en octubre, si se prolonga el verano. En las zonas más cálidas de España encontramos mosquitos prácticamente todo el año y por consecuencia el peligro existe todo el año.

La comunidad de Madrid se encuentra entre las regiones más afectadas, existiendo un alto número de perros infectados.

El primer síntoma clínico más habitual es la pérdida de pelo, sobre todo alrededor de los ojos, orejas y la nariz. Según la enfermedad va avanzando, el perro pierde peso aunque no pierde el apetito. Son habituales las heridas en la piel, especialmente en la cabeza y las patas en las áreas donde el perro está en contacto con el suelo al tumbarse o sentarse.

En zonas donde hay mucha leishmaniosis canina, los perros, de forma rutinaria, deberían ser controlados anualmente.

La leishmaniosis canina se puede tratar, pero no curar. El tratamiento solamente suprime los síntomas y no impedirá que tu perro tenga una recaída posterior. El tratamiento es caro y de por vida. El perro enfermo requiere ​atención veterinaria el resto de su vida.

La única protección para tu perro es la prevención. Existen varios métodos de prevención. Consultanos cuál es el mejor método de prevención para tu mascota.

Durante los meses de Enero y Febrero lanzamos la

CAMPAÑA PARA LA DETECCIÓN PRECOZ DE LA LEISHMANIOSIS.

ANÁLISIS DE LEISHMANIA CON UN 20% DESCUENTO= 28€

Pide cita en el número de teléfono 913079672 y estaremos encantados de atenderte.

Pin It on Pinterest

Share This